Hacia una interoperabilidad gubernamental confiable y segura

11 enero, 2023
Rate this post

La IEEE (Institute of Electrical and Electronics Engineers) define técnicamente la interoperabilidad como “la habilidad de dos o más sistemas o componentes para intercambiar información y utilizar la información intercambiada”[i].  Considerando lo anterior, ante un incremento de los servicios digitales ha surgido la necesidad de las entidades, sean públicas y/o privadas, de poder intercambiar información para eficientizar sus procesos para mejorar sus servicios ante sus beneficiarios finales. Por lo tanto, se establecen mecanismos de interoperabilidad en sus diversas dimensiones para conectar servicios e informaciones que una entidad necesita de otra y viceversa.

La interoperabilidad en el contexto de la administración pública tiene un alcance a todos los organismos que conforman el Estado, interoperabilidad a nivel privado, e incluso el intercambio de datos e información con otros Estados (Interoperabilidad Transfronteriza)[ii]. En este sentido se comprende, la oportunidad de establecer un marco nacional de interoperabilidad que englobe todos los aspectos para hacer posible un intercambio seguro y confiable entre las entidades debido a las limitaciones de las políticas públicas actuales. Como resultado de este marco, será el aumento de las capacidades técnicas e institucionales para intercambiar eficientemente información entre las entidades públicas y otras organizaciones la cual solo  será  posible mediante la implementación de tecnologías de la información y comunicación.  [iii] En efecto, la interoperabilidad es un elemento clave para eficientizar los servicios públicos a la ciudadanía y eliminar las frustraciones de sus usuarios[iv]. 

Pero, ¿Cuál es el rol del Estado además de establecer las políticas de gobernanza para la interoperabilidad gubernamental? Dentro del conjunto de las acciones que el estado debe realizar para hacer esto posible es la implementación de una arquitectura para la interoperabilidad. Una arquitectura de interoperabilidad establece los lineamientos de cómo será construida tecnológicamente, sin importar sus problemas específicos, considerando ciertos aspectos como la flexibilidad, escalabilidad y resolviendo los problemas tecnológicos de manera integral. A continuación, un ejemplo de la arquitectura de interoperabilidad.

Arquitectura de Interoperabilidad (Figura 1)

Sobre las bases de las ideas expuestas, la plataforma de interoperabilidad es un elemento esencial para posible el Marco Nacional de Interoperabilidad,  y realizar ese Leap-frog para aumentar el nivel de madurez de interoperabilidad en el Estado Dominicano. Desde la OGTIC, se están realizando los esfuerzos para habilitar esta Plataforma de Interoperabilidad a disposición de todas las organizaciones, cuya implementación está basada en las mejores prácticas y lecciones aprendidas de otros Estados en Latinoamérica y Europa en el establecimiento de plataformas para el intercambio de datos e información, una de ellas es la Plataforma X-road[v].  

Tal como lo ilustra la siguiente imagen, el ecosistema de X-road está compuesto por el Operador de X-road quien gestiona la plataforma, los proveedores de servicios quienes hacen de su uso,  y los proveedores de servicios de confianza. Atendiendo a los requerimientos, desde el Laboratorio de Innovación de la República Dominicana se está implementando la plataforma de interoperabilidad mediante el Proyecto de Interoperabilidad Gubernamental.

X-Road Ecosistema

En lo esencial y para concluir, la OGTIC reitera su compromiso para la implementación de este proyecto debido a que es una pieza indispensable para el logro de los objetivos de la Agenda Digital 2030 y fomentar la Transformación Digital del Estado Dominicano a beneficio de toda la ciudadanía.



Dejar un comentario